RSS
Imprime contenidoEnviar a un amigo

NOTA: La información suministrada no se almacenará en ninguna base de datos y por tanto no será utilizada con ningún otro fin más que ser un servicio añadido al web.


Breve aproximación a la LIJ en Asturias. Por Juan José Lage Fernández. 16/03/2009

 

En realidad puede afirmarse con certeza que la LIJ contemporánea en Asturias comienza de la mano de una persona tan entrañable y humilde como era Carmen Pérez Avello (nacida en Cadavedo en 1908 y fallecida en Oviedo el dos de septiembre de 1999), con la que tuve la fortuna de charlar en repetidas ocasiones en su retiro físico y espiritual de Latores, y que siempre se mantuvo al margen de eventos y homenajes.
Religiosa y docente –su dedicación a este tipo de literatura le vino precisamente de su dedicación al magisterio–, colaboradora del desaparecido diario Región con breves y bellas narraciones de temática asturiana, su novela de carácter histórico Un muchacho sefardí recibió el Premio Doncel en 1965, que volvió a recibir dos años más tarde por Unos zuecos para mi, libros que felizmente aún siguen editándose.
 
CLÁSICOS
 
Hay que hacer mención también de otra coetánea suya, Dolores Medio Estrada, también docente, que aunque no dedicó al completo su vocación literaria a escribir expresamente para niños, hizo sus incursiones en el género, quizás tanto por su profesión de maestra como por su mentalidad abierta e inquieta, que mantuvo hasta el fin de sus días, en el año 1996.
 
Nacida en Oviedo en 1911, recibe el Premio Nadal en 1953 por Nosotros los Rivero.
Muchos de los protagonistas de sus libros eran niños, aunque en obras dirigidas   para el público adulto, y sólo se conoce un libro suyo especialmente concebido para los jóvenes: El milagro de la noche de Reyes (primera edición en 1948 por la Editorial Hijos de Santiago Rodríguez de Burgos, y última en edición facsímile por KRK en 1994, con prólogo de Carmen Ruiz–Tilve, una de las personas que mejor conoce su obra). El libro lo componen 54 cuentos encadenados de carácter maravilloso y que surgen a partir de su experiencia como contadora y sus preocupaciones didácticas, aunque desprovistos del carácter pedagógico propio de la época, siendo más bien lo lúdico y poético lo que los define.
 
También más o menos contemporáneo era José García Nieto (Oviedo,1914–Madrid, 2001), Premio Nacional de Literatura en 1951 y 1957 y Premio Cervantes en 1996, y autor de dos libros para jóvenes: uno recopilatorio –Leyendas de la dulce Francia (1958)– y otro creativo –Pipepaco en la selva (1960)–, que narra las aventuras de un niño que monta en la selva un circo para salvar a los animales.
 
Hasta aquí, poca cosa. De Leopoldo Alas “Clarín” (1852–1901) pueden citarse dos cuentos protagonizados por niños, que sin duda resisten una lectura voluntaria juvenil: Adiós, Cordera y Pipá. Éste último engarzado con la picaresca y con un final trágico comparable tan solo al final de Marcelino Pan y Vino, aunque quizás, como decía Carmen Bravo-Villasante “demasiado triste para los niños”.
 
Ramón de Campoamor (1817–1901), político y académico, colaboró en varios periódicos infantiles como “Los Niños”, editado en Barcelona, donde colaboraban también Zorrilla o Hartzenbusch, y donde escribió poemas y fábulas dedicadas expresamente a los niños.
 
Armando Palacio Valdés (1853–1938), escribió algunos cuentos protagonizados por niños, aunque de todos ellos parece que El cachorrillo, incluido en el libro La novela de un novelista –cuyo protagonista es un niño que compra una pistola creyéndola de juguete y se le dispara en clase– es el único que creó pensando en una lectura juvenil, como se deduce de la dedicatoria: “A vosotros, niños de hoy, dedico estas páginas porque sois tal vez los únicos que con ellas se diviertan. Quisiera terminar mi vida haciendo meditar un poco a los grandes divirtiendo a los pequeños”. Creo que también pensaba en los niños cuando escribió Misterios dolorosos, El viaje de la monja o El pájaro en la nieve.
Jaime García Padrino dice de su estilo: “cultivaba un humorismo adecuado a cualquier tipo de lector, así como una expresión fluida y fácil y un tono melodramático que encanta a los niños”.
El puente entre estas dos generaciones lo hizo Alejandro Casona o Alejandro Rodríguez Álvarez (1903–1965), fallecido precisamente en el año en que le concedieron a Carmen Pérez Avello el Premio Doncel de novela juvenil.
Nacido en Besullo (Cangas del Narcea), maestro e hijo de maestros, muy vinculado por tanto a la enseñanza y preocupado por la lectura de los jóvenes, fue en su primer destino como maestro en un pueblecito de los Pirineos leridanos en 1928, donde comienza su preocupación por la lectura de los alumnos, fundando un grupo de teatro infantil al que bautizó como “El pájaro pinto”.
 
En 1934 recibe el Premio Nacional de Literatura por Flor de Leyendas, recopilación y adaptación de 14 leyendas de todas las culturas dirigidas a los jóvenes.
En una entrevista concedida después de la concesión del premio dice: “Yo creo que en España nunca se habían abordado las verdaderas exigencias de la literatura infantil con aplicación escolar. Se echaba de menos, a mí entender, los correspondientes españoles a una Selma Lagerloff, de un James Barrie o de un R. Tagore. Aquí la Literatura infantil sólo se concebía de estas tres maneras: como un pastel insípido y reblandecido, como una antología –algo que no empieza ni acaba– o acogiéndose al fácil recurso de contar argumentos. Al parecer he acertado en mi concepción de que el niño es una entidad tan respetable que no puede ofrecérsele una seudoliteratura acéfala y amerengada”.
 
También hizo incursiones en la poesía para jóvenes, publicando La flauta del sapo, con 15 poemas narrativos, y naturalmente en el teatro, con cinco piezas teatrales.
Su estilo se caracteriza por el optimismo, el humor y la fantasía, la preocupación por las cuestiones humanas, el lenguaje cuidado y el espíritu heroico de sus personajes.
 
 
LA LIJ CONTEMPORÁNEA
 
De la generación actual, cuando ya la Literatura infantil y juvenil se consolida y escribir para jóvenes se hace oficio, la más veterana es, sin duda, Mercedes Neuschafer–Carlón, nacida en Oviedo en 1931, afincada en Alemania por su matrimonio con un profesor alemán y de soltera Mercedes Carlón Sánchez. Su primer libro –Una fotografía mal hecha– data de 1976, año en que nace la nueva Literatura infantil y juvenil en España, y sus temas preferidos son ambientes de misterio y suspense en situaciones realistas. Un capítulo de una de sus novelas más personales, ambientada en Oviedo y otros pueblos de los alrededores –La acera rota–, y de la que Carmen Bobesdijo que “es un clásico de la novela sobre la guerra civil”, fue adaptado por la TV alemana.
Carmen Gómez Ojea nace en Gijón en 1945. Premio Nadal en 1981 por Cantigas de Agüero –como Dolores Medio– su prosa, aunque cultiva también la poesía y el teatro, se define por la riqueza de su lenguaje y sus temas prefieren las adolescentes rebeldes y atípicas. Decantada ya por la LIJ, ha ganado varios premios, entre otros el Premio de la Crítica de Asturias en 2005 por Bailaremos en el río y es una de las autoras más prolíficas.
 
Tina Blanco –Placentina Pérez Blanco- nació en Grandas de Salime y estudió Periodismo y Ciencias Políticas, ejerciendo en Madrid y en Valencia. Hasta la fecha, ha publicado cuatro libros juveniles: Los cien ojos del pavo real (Everest), Y montaré caballos salvajes (Edelvives), El árbol de las campanas azules (Bruño) y Háblame del fantasma del faro (Edelvives, 2003).
 
Jorge Bogaerts, otro docente, nació en Avilés en 1954 y compagina sus tareas profesionales con las de escritor. Ha publicado cuatro libros infantiles, aunque lleva años sin publicar, pues su último libro data ya de 1989: El día que hizo mucho viento (Anaya).
 
Blanca Álvarez (1957) es una de las autoras más prolíficas del actual panorama, con libros para todas las edades y cubriendo todas la temáticas. Recientemente ha obtenido el Premio de la Crítica de Asturias en 2003 por su libro El puente de los cerezos (Anaya).
 
Pepe MonteserínCorrales (Pravia, 1952), muy conocido por su faceta de escritor de adultos y de colaborador en la prensa, ha hecho hasta el momento dos incursiones en la literatura juvenil, con dos obras ambiguas de carácter familiar cargadas de humor y filosofía: La mano entera (KRK), Premio de la Crítica de Asturias en 2002 y su continuación Ignorolitos (Laria, 2006).
 
Ángel Guache (Luanco, 1950) es un artista–poeta originalísimo y atípico, de humor disparatado e iconoclasta, que ha escrito un libro de poesía para niños publicado en Hiperión: Piano, Piano, con su tono habitual que define así:
 
“No soy santo ni sabio ni cura
Ni erudito ratón de biblioteca.
No hago al verso sesión de manicura.
Mis versos no son versos de manteca
Ni del rollo de la poesía pura.
Yo escribo como un terco karateca”.
 
Tino Pertierra, periodista de “La Nueva España”, nació en Gijón en 1964. Autor, hasta el momento, de dos novelas protagonizadas por jóvenes y publicadas en colección juvenil: El secreto de Sara y Jesse James estudió aquí. De la misma temática, es coautor de otra novela: Románticos.com.
 
Eduardo Alonso, profesor de Secundaria en Valencia y colaborador de prensa, nacido en 1944, especialista en adaptaciones de clásicos para adolescentes (El Quijote, El Lazarillo…), ha escrito hasta el momento dos novelas para jóvenes: El gato Troya, publicado en ediciones Alba y Un año irrepetible, publicada en Algar.
Habría que mencionar también a Juan Noriega Álvarez (1932)inspector de Educación durante muchos años, autor de textos didácticos y del libro El okupa, publicado en el año 1997 en Edelvives.
 

Angeles Caso (Gijón, 1959), hija del que fue Rector de la Universidad José Angel Caso, escritora y periodista, escribió hasta el momento un libro: El verano de Lucky (ALFAGUARA, 1999), la historia de un perro que pasa por diferentes y duros avatares, hasta el reencuentro con su familia adoptiva.

 
ESCRITORES NACIDOS FUERA DE ASTURIAS
 
Nacidos fuera de Asturias pero afincados en esta tierra, hay que destacar a seis escritores.
Jorge OrdazGargallo, nacido en Barcelona en 1946, aunque viviendo en Oviedo desde 1972, donde ejerce como profesor de la Universidad. Finalista del premio Nadal con La Perla de Oriente, ha escrito hasta ahora una novela juvenil de carácter histórico: Perdido Edén, publicada en Edelvives.
 
Gonzalo Moure Trenor, el más prestigioso y conocido entre nuestros autores, nació en Valencia en 1951, aunque de ascendencia asturiana. Periodista de profesión, pero dedicado por entero a su vocación de escritor, ha ganado varios premios, entre ellos dos veces el de la Crítica de Asturias: en 2001 por la novela juvenil de carácter histórico Yo que maté de melancolía al pirata Francis Drake (Anaya) y en 2007 por En un bosque de hoja caduca (Anaya). Entre sus extensa producción, pueden destacarse: A la mierda la bicicleta (Alfaguara), Los caballos de mi tío (Anaya) o Maíto Panduro (Edelvives), inspirado en una historia real de un niño gitano contada por la maestra Covadonga Molero, colaboradora de la revista PLATERO.
 
Carmelo Fernández Alcalde nació en Palencia en 1959. Maestro preocupado por las lecturas de sus alumnos, ha escrito artículos de investigación y guiones de cuentos para la TV regional. Ha publicado tres libros de literatura infantil-juvenil: Sácame de aquí (Cálamo), El policía Garcíay el caso de la extraña epidemia (Casals) y La desaparición de Azul (CCS).
 
Francisco Abril Berán nació en Teruel. Personaje polifacético, pero quizá su cara más conocida sea la de cuentacuentos. También destaca su labor como crítico –recibió en 1979 el premio Nacional a la mejor labor de crítica de LIJ– y articulista. Desde 1989 es director del suplemento infantil “La Oreja Verde”. Su incursión en la Literatura infantil ha sido reciente, con títulos como Las preguntas del cuco, Resdán, Colores que se aman o El espejo de los monstruos, todos publicados en Everest.
 
Nacida en Madrid en 1965, traductora, Cristina Macia Orio es autora de una obra para jóvenes: Una casa con encanto, publicada en Edebé en 2001.
 
Y por último, dentro de este apartado está José Luis García Martín, nacido en Cáceres en 1950. Doctor en Letras y profesor de la Universidad de Oviedo, crítico literario en el suplemento Cultura del diario La Nueva España y director de la revista CLARÍN, que recibió en el año 2001 el Premio Nacional al Fomento de la Lectura, es autor de La trama de Argel, un libro–juego publicado en la ya desaparecida editorial afincada en Gijón JUCAR (1989) y de una antología de poesía amorosa para jóvenes, El amor en poesía (Júcar, 1986).
 
 
 
DEL ASTURIANO
 
Debe considerarse también a los autores que, procedentes de la llingua, han escrito en castellano.
En primer lugar puede mencionarse a Miguel Rojo Fernández, nacido en Tineo en 1957, vinculado a la enseñanza como profesor de Secundaria y cuyo primer libro escrito en castellano fue Raitán, el petirrojo (Everest, 2003), una bonita y documentada historia sobre la vida de un petirrojo. Traducidas del asturiano, se han publicado en 2008 dos libros en formato álbum: ¿De qué estará hecha la Luna? y El viaje de Tin y Ton, ambos publicados por la editorial asturiana PINTAR–PINTAR.
 
Vicente García Oliva, nacido en 1944, autor de dos libros recientemente publicados: Relato de las aventuras de Inés Saldaña y de cómo ayudó a Colón a descubrir América -premio CCEI 2007- y El barco de los locos, ambas obras en la editorial Pearson.
Milio Rodríguez Cueto, nacido en 1962, docente y escritor en ambas lenguas. Premio Edebé de novela juvenil en 2000 por Mini al volante, tiene otros dos libros en esta editorial: Laura contra el tiempo y La piedra de la culebra, de ambientación asturiana, Premio de la Crítica de Asturias en 2004.
Por último, debe hacerse mención también de la conocida poeta Berta Piñán (1963), que se ha incorporado a la LIJ en castellano con dos títulos publicados en la nueva editorial HOTEL PAPEL: Las cosas que le gustan a Fran y El extranjero.
 
TEXTO E ILUSTRACIÓN
 
Dentro de este campo reseñar a una autora que procedente de la ilustración de libros infantiles, ha combinado la producción artista con la creación literaria, en una difícil combinación. Se trata de Violeta Monreal Díaz, nacida en Oviedo en 1963, aunque residente en Madrid, con un estilo de ilustración, basado en collages, muy reconocible y personal.
 
 
NUEVAS INCORPORACIONES
 
Entre las recientes incorporaciones, debemos destacar a Mónica Rodríguez Suárez, nacida en Oviedo, que desde el mundo de la Física ha escrito hasta el momento cuatro relatos, entre otros: Los caminos de Piedelagua (Everest), novela para jóvenes galardonada con el Premio Villa de Pozuelo de Alarcón y el Premio de la Crítica de Asturias 2007, situada en un pueblo marinero asturiano que nos recuerda Tazones; y dos relatos para niños a partir de 7 años: Marta y el hada Margarita y Ula y el país del revés, ambos en la editorial Pearson.
Podemos citar también a Antonio Valle, nacido en 1969, autor de Tino y la alfombra mágica, libro sobre la fantasía y los buenos modales que en edición bilingüe castellano –inglés y formato álbum ha editado la nueva editorial HOTEL PAPEL.
También en esta editorial ha publicado Irma González (Turón, 1967), autora del libro Laura aprende a volar.
 
EDITORIALES

 Debemos citar también a una editorial dedicada preferentemente a la edición de libros infantiles, fundada en el año 2005 y que obtuvo el Premio Nacional al mejor libro editado en 2007, concedido por el Ministerio de Cultura. Se trata de la editorial PINTAR–PINTAR, anteriormente citada y que se ha especializado en la edición de libros-álbum traducidos del asturiano. Como ejemplo, sirven los poemas narrativos de Aurelio González Ovies (1964): El poema que cayó a la mar, El caracol y Chispina, aparte de las mencionadas obras de Miguel Rojo.

 

NOVEDADES DE SOCIOS

Lectura dramatizada

 

Nuevo libro de Pepe Monteserín

 

Novedades de socios

Libro de Marcelo Matas

 

Novedades de los socios

 Nuevo libro de Ángel García Prieto

“El Fado tiene no sé qué/ que prende la vida de la gente/ un nada que no se ve / un todo que la gente siente”, se canta en “Destino marcado”, con la letra de Fernando Farinha y la música del Fado Menor. El Fado apasiona, seduce, da más de lo que puedas esperar, te hace llorar o reír, explica el amor o el fracaso, el bien y su ausencia, encandila, arrebata, estremece.

El Fado es en último extremo inasequible y nuestro libro no puede pretender explicarlo, pero si acercar un tanto más al mundo propio de esta fascinante poesía musicada y cantada por portugueses. Porque también el Fado se revela cuando él quiere y se te da. Y este libro habla de modos, formas, maneras, caminos, historia, lugares, ambientes, personas y palabras del Fado, que pueden hacer posible el milagro de esta pasión.

En este libro intervenimos unos amantes de Portugal y enamoradas del Fado, para unirnos también a los lectores que tengan la suerte de conmoverse ya con el Fado o para los que en estas páginas se lo puedan encontrar.   

Nuevo poemario de David Fueyo

 

Oviedo, libro abierto

Novedades de socios

Yo estaba allí, de Mª Esther García López

 

Novedades de socios

Una mala racha, por Julio Rodríguez. Editorial Menoscuarto, 2016

 

Colección Diez

Primavera eterna. Varios autores.

Novedades de socios

El Río Tejo, por Ángel García Prieto.

Novedades de socios

Circo, de José Ángel Ordiz

 

 

Colección Diez

Kaledidoscopia. Col.Diez 2

 

Descargar documento(374,85 Kb)

Novedades de socios

Apabullante silencio extranjero, de Fernando Fonseca.

Novedades de socios

Territorio Whatsapp, de Raúl Castañón del Río.


Carta abierta a la Sra. Ministra de Empleo y Seguridad Social

LA ASOCIACIÓN DE ESCRITORES DE ASTURIAS Y LOS ESCRITORES JUBILADOS
 


La entrada en vigor del Real Decreto-ley 5/2013, de medidas para favorecer la continuidad de la vida laboral de los trabajadores de mayor edad y promover el envejecimiento activo, ha hecho que la Seguridad Social esté declarando incompatible la percepción de una pensión de jubilación con la de los derechos de autor por obras propias, cuando estos superan el Salario Mínimo Interprofesional. El caso afecta a gran parte de los escritores jubilados, que ven amenazadas sus pensiones.

Son muchas las voces que se han alzado contra la injusticia que supone la norma con carácter general. La Asociación de Escritores de Asturias (AEA) se suma a ellas, al tiempo que recuerda a la Sra. Ministra de Empleo y Seguridad Social que la percepción de derechos de autor, al menos con relación a los generados por obras no escritas en el año de que se trate, no supone un rendimiento procedente del trabajo, sino de un patrimonio acumulado a lo largo de los años anteriores, asimilable al cobro de rentas derivadas de bienes muebles o inmuebles. Si la pretensión del Real Decreto-ley que se cita es la de regular la compatibilidad de la pensión de jubilación con el ejercicio de un determinado empleo o trabajo, resulta evidente que, en este caso, el supuesto de hecho (el ejercicio de un trabajo) no existe, razón por la que la AEA considera inadmisible, al menos en este caso, la interpretación de la norma que están dando los poderes públicos.


Carta abierta a la Sra. Ministra de Empleo y Seguridad Social

LA ASOCIACIÓN DE ESCRITORES DE ASTURIAS Y LOS ESCRITORES JUBILADOS
 


La entrada en vigor del Real Decreto-ley 5/2013, de medidas para favorecer la continuidad de la vida laboral de los trabajadores de mayor edad y promover el envejecimiento activo, ha hecho que la Seguridad Social esté declarando incompatible la percepción de una pensión de jubilación con la de los derechos de autor por obras propias, cuando estos superan el Salario Mínimo Interprofesional. El caso afecta a gran parte de los escritores jubilados, que ven amenazadas sus pensiones.

Son muchas las voces que se han alzado contra la injusticia que supone la norma con carácter general. La Asociación de Escritores de Asturias (AEA) se suma a ellas, al tiempo que recuerda a la Sra. Ministra de Empleo y Seguridad Social que la percepción de derechos de autor, al menos con relación a los generados por obras no escritas en el año de que se trate, no supone un rendimiento procedente del trabajo, sino de un patrimonio acumulado a lo largo de los años anteriores, asimilable al cobro de rentas derivadas de bienes muebles o inmuebles. Si la pretensión del Real Decreto-ley que se cita es la de regular la compatibilidad de la pensión de jubilación con el ejercicio de un determinado empleo o trabajo, resulta evidente que, en este caso, el supuesto de hecho (el ejercicio de un trabajo) no existe, razón por la que la AEA considera inadmisible, al menos en este caso, la interpretación de la norma que están dando los poderes públicos.

Una mala racha

Julio Rodríguez. Editorial Menoscuarto, 2016

 

Oviedo, libro abierto

Nuevo poemario de David Fueyo

 

Novedades de los socios

 Nuevo libro de Ángel García Prieto

 

“El Fado tiene no sé qué/ que prende la vida de la gente/ un nada que no se ve / un todo que la gente siente”, se canta en “Destino marcado”, con la letra de Fernando Farinha y la música del Fado Menor. El Fado apasiona, seduce, da más de lo que puedas esperar, te hace llorar o reír, explica el amor o el fracaso, el bien y su ausencia, encandila, arrebata, estremece.

El Fado es en último extremo inasequible y nuestro libro no puede pretender explicarlo, pero si acercar un tanto más al mundo propio de esta fascinante poesía musicada y cantada por portugueses. Porque también el Fado se revela cuando él quiere y se te da. Y este libro habla de modos, formas, maneras, caminos, historia, lugares, ambientes, personas y palabras del Fado, que pueden hacer posible el milagro de esta pasión.

En este libro intervenimos unos amantes de Portugal y enamoradas del Fado, para unirnos también a los lectores que tengan la suerte de conmoverse ya con el Fado o para los que en estas páginas se lo puedan encontrar.   

©2008 Asociación de Escritores de Asturias Aviso Legal

Iniweb 2.0  -  Conforme con:  CSS - HTML4.01 - TAW