Una entrevista ligera a Eva Vaz, por J. Havel y J. Lasheras. 1/08/2012

0
44
 
Una entrevista ligera a Eva Vaz.
 
» A mí, por no hacerme, no me hacen ni crítica.
 
Por José Havel y Javier Lasheras.
 
 
¿Qué valora más en un viaje?
 
La compañía y la forma de interactuar con los paisanos.
 
¿Qué es lo que más le gusta hacer a las 8 de la tarde?
 
Leer en el sofá que tengo en la terraza.
 
¿Cuál es el riesgo principal de viajar con usted?
 
Si conduzco yo, todo es purísimo riesgo. También soy madrugadora y me gusta ver cómo se levanta la ciudad; intento que me acompañen y toco un poco los cojoncillos, pero al final me voy sola.
 
¿Qué valora más para elegir un acompañante?
 
Que sea práctico y expeditivo, que viene de expedición.
 
¿Cuál es ese lugar al que siempre le gustaría volver y por qué?
 
A todos los que he ido excepto al hostal La Callosina, en Elche. Con el nombre ya se intuye el lugar…
 
¿Cuál es su principal defecto?
 
Que a veces grito y me sale el gen Vaz. Mi marido cree que voy a ir al infierno, pues mira qué bien… Yo coleguearé con Silvia Plath tomando tequilas y él, en el cielo, tomará té con Ted Hughes.
 
¿Y su principal cualidad?
 
Mi alegría, donosura y vivacidad.
 
¿Qué libros lee cuando viaja?
 
Poesía, no hay tiempo para más.
 
¿Y qué está leyendo ahora?
 
Estoy releyendo un libro que en su día casi modificó mi vida, El lobo estepario de Hermann Hesse. Luego volveré a releer Obstinación, de Hesse también. Es difícil digerir que ya no me parece un libro tan redondo. No se debe releer: a veces hace daño.
 
¿Es usted de los que leen con lápiz y papel a mano?
 
Sí, me gusta volver a ellos en los momentos más sublimes y me encanta como mi marío se pone de color azul.
 
¿Cuál sería su mayor desdicha?
 
Conducir por la mañana, por la tarde y por la noche. Y aún así, aunque sigo conduciendo mal, ahora me regalan otro punto.
 
¿Qué obra publicada le hubiese gustado firmar?
 
Cualquier poema de Wislawa Szymborska (nunca escribiré su nombre bien).
 
¿Dónde le gustaría vivir?
 
En una playa del sur, justo en la que vivo.
 
¿Cuál es su bebida favorita?
 
La cerveza (y si es checa es que muerro varias veces seguidas).
 
Dígame un par de grandes novelas que se le atragantaron o nunca pudo terminar de leer.
 
La antología poética de Nietzsche (vergonzosa). Ya sé que no es una novela, qué más da.
 
¿Cuál es su ciudad preferida?
 
Barcelona o Granada, lugares felices.
 
¿Quiénes son sus escritores favoritos?
 
Tantos… César Vallejo, por ejemplo.
 
¿Cuáles son sus palabras predilectas o su frase favorita?
 
«Soy el ruido de los venenos».
 
¿Qué música suele escuchar?
 
Música rock independiente. Como las canciones de los payasos.
 
¿Con que personajes históricos y personajes ficticios le gustaría pasar una velada?
 
Con Holden Caufield y con el patrullero Mancuso.
 
 
¿Por cuánto sale, más o menos, una ración de 100 gramos de jamón ibérico puro de bellota, una copa de vino, un libro de poemas y una onza de chocolate?
 
Lo siento pero para 100 gramos de jamón, una sola copa de vino es insuficiente. El valor… depende de la compañía pero si es buena pagaré con sonrisas y los ojos haciendo chispitas.
 
Recomiende un par de obras de arte.
 
El Hombre de Antonio López y la poesía visual de Joan Brossa.
 
¿En la escritura de qué se halla usted ahora inmerso?
 
Me estoy ahogando en un montón de poemas a los que busco una espina dorsal común.
 
¿La crítica literaria la prefiere con agua, con hielo o a solas?
 
A mí, por no hacerme, no me hacen ni crítica.
 
¿Qué detesta, odia y le cabrea a un mismo tiempo? ¿Y por separado?
 
El verano en Islantilla ¿Y por separado? A todas esas personas ruidosas, ordinarias, sudando por todos sus sitios, ocupando el espac
io, antipáticas y soeces.
 
Recomiéndenos un libro que aún no haya leído.
 
La Biblia
 
Díganos un par de películas que todo el mundo debería ver.
 
La otra mujer (un drama de Woody Allen), La vida de Bryan. Uff… estas preguntas son imposibles.
 
¿A través de qué película llegó a leer un libro estupendo?
 
Siempre lo hago al revés.
 
¿Qué suceso de la historia admira más?
 
La II República española.
 
¿Qué red social de internet prefiere?
 
No uso ninguna. No tengo ganas ni tiempo. ¡Y no me riñas!
 
¿A quién le hubiese gustado entrevistar?
 
A mi psiquiatra.
 
Y por último, ¿cómo se declara usted, culpable o inocente?
 
Culpable, siempre, de disfrutar tanto de las cosas ricas de la vida.
 
 

Eva Vaz es empresaria y escritora.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here