Jesús Palacios y José Havel hablan del cine de Clint Eastwood en el CICA: Lunes 14 y miércoles 16 de noviembre de 2011.

0
177

Después del ciclo dedicado a Darío Argento, el giallo y el poliziesco italianos, el CICA (Centro de Interpretación de Cine de Asturias, sito en 4ª planta del Casino de Asturias) da un giro de 180 grados y ofrece, a lo largo del mes de noviembre, la retrospectiva más amplia que se haya realizado en España de la obra de Clint Eastwood como director. 30 películas que cuentan la trayectoria del hombre con la pistola más poderosa del mundo, el hombre sin nombre, de mirada sobrecogedora, que demostró no sólo ser un actor de rostro impasible, sino uno de los grandes directores de nuestro tiempo. 30 trabajos desde Escalofrío en la noche" (1971) hasta Hearafter: más allá de la vida (2010). Además, el ciclo se completa con 8 conferencias donde críticos, ensayistas, músicos, escritores y columnistas abundarán en las razones por las que sienten una gran pasión por este director, actor, productor y compositor.

El lunes 14, a las 19:30 h., después de la proyección de El jinete pálido (1985) y antes de la de Bird (1988), el escritor JESÚS PALACIOS pronunciará la charla “Eastwood, alégrame el día”. Buen conocedor de la influencia de Eastwood en el western y el cine negro, abordará la difícil tarea de defender aquellas películas menores del director como Ruta suicida (1977), Firefox (1982), El principiante (1991) o Space Cowboys (2000). No por nada los buenos aficionados al cine suelen decir que no hay película mala de Clint Eastwood, porque hasta sus peores películas guardan momentos rescatables o, al menos, dejan entrever la maestría de su director.  

El miércoles 16, a las 19:30 h., después de la exhibición de Cazador blanco, corazón negro (1989) y antes de la de Sin perdón (1988), el crítico y realizador cinematográfico JOSÉ HAVEL impartirá la conferencia “El western, paisaje de Clint Eastwood”, desde la que penetrará en el silencioso páramo del western, a través de los ojos de un ángel exterminador. Sin lugar a dudas, el western es el espacio natal de Clint Eastwood y todo lo demás es la traslación de ese ambiente y de esas reglas al mundo urbano. En western conocimos a un tipo duro, ágil con el revólver y resolutivo, sin necesidad de pronunciar muchas palabras. No sabemos si toda la vida de Eastwood comenzó en un desierto de Almería pero sí podemos decir que basta con su aportación al género para pasar a la historia.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here