Una entrevista ligera a Ángel García Prieto, por J. Havel y J. Lasheras. 14/08/2012

0
238
 
Una entrevista ligera a Ángel García Prieto
 
»Siempre llevo una novela entre las manos,
aunque haya que sufrir demasiadas decepciones.
 
Por José Havel y Javier Lasheras
 
 
¿Qué valora más en un viaje?
 
Viajar, ver, mirar, conocer, oír, estar con gente, ir a misa, comer y dormir.
 
¿Qué es lo que más le gusta hacer a las 8 de la tarde?
 
Depende, habría que valorarlo cada día, «cada día tiene su afán», aunque sea un topicazo.
 
¿Cuál es el riesgo principal de viajar con usted?
 
Supongo que hacer demasiados o andar con exceso de prisa.
 
¿Qué valora más para elegir un acompañante?
 
La sintonía con los acompañantes y las circunstancias.
 
¿Cuál es ese lugar al que siempre le gustaría volver y por qué?
 
Lisboa, porque es una ciudad hecha para volver siempre y porque allí hay fados, fadistas, vielas (callejuelas), escadinhas (escaleritas) y te dicen «obrigado eu» («Gracias yo»; te devuelven el gracias)
 
¿Cuál es su principal defecto?
 
Son varios y no tengo preferencias por ninguno.
 
¿Y su principal cualidad?
 
También son algunas y desearía que llegasen a ser más.
 
¿Qué libros lee cuando viaja?
 
La novela que toque en ese momento. Desde hace años siempre llevo una novela entre las manos, aunque a temporadas haya que sufrir demasiadas decepciones. Al final siempre aparece una que es de una brillantez que anima a seguir buscando otras.
 
¿Y qué está leyendo ahora?
 
 Caballo de oros, de Víctor F. Freixanes, en Ed. Siruela. Ya voy por la página 63, lo que quiere decir que probablemente la acabe; aunque hay que aclarar que los prolegómenos —20 ó 30 páginas—- fueron leídos en oblicuo.
 
¿Es usted de los que leen con lápiz y papel a mano?
 
En absoluto.
 
¿Cuál sería su mayor desdicha?
 
Muchas, prefiero no citarlas, por deferencia al lector.
 
¿Qué obra publicada le hubiese gustado firmar?
 
Las Páginas Amarillas, en cuanto a rendimiento económico y la Biblia por su número de lectores.
 
¿Dónde le gustaría vivir?
 
300 días en Oviedo, 20 en Zamora, 10 en Lisboa y los otros 35 en diversos lugares. El 29 de febrero de los bisiestos, en la estación del tren de Medina del Campo.
 
¿Cuál es su bebida favorita?
 
Según el momento: agua, vino, café, leche, Campari y aguardente velha portugués. El 29 de febrero un jarabe para la tos de codeina.
 
Dígame un par de grandes novelas que se le atragantaron o nunca pudo terminar de leer.
 
El Quijote y el Ulises de Joyce, sin duda.
 
¿Cuál es su ciudad preferida?
 
Véase respuesta 13.
 
¿Quiénes son sus escritores favoritos?
 
Entre otros, Tabucchi, Kadaré, Marai, Maalof, Philippe Claudel, Maxence Fermine, Sciascia, Zweig, Miguel Torga, Mahfuz, etc.
 
¿Cuáles son sus palabras predilectas o su frase favorita?
 
Gracias. Por favor.
 
¿Qué música suele escuchar?
 
Fados.
 
¿Con que personajes históricos y personajes ficticios le gustaría pasar una velada?
 
Estaría tenso e incómodo, paso de ellos. Me quedo con los cercanos habituales.
 
¿Por cuánto sale, más o menos, una ración de 100 gramos de jamón ibérico puro de bellota, una copa de vino, un libro de poemas y una onza de chocolate?
 
No he mirado en internet, ni en los folletos de Mercadona que dejan en el portal. Supongo que el jamón 7 euros; el vino 1,5 – 2, el libro 15 – 18, el chocolate 2 -3. ¿no?
 
Recomiende un par de obras de arte.
 
Aunque sea un tópico —de los que suelo huir— El Grito, de Munch. De hecho empecé a ahorrar para intentar comprarlo, pero desistí; ahora me conformo con verlo en fotos. Y quizá, por emoción, una imagen de la Virgen de la Soledad de la Semana Santa de Zamora —que está en la iglesia de San Juan, en la Plaza Mayor— y es de un escultor local llamado Ramón Álvarez.
 
¿En la escritura de qué se halla usted ahora inmerso?
 
No estoy «inmerso», pero preparo, poco a poco, un libro de viajes por la raia/raya hispano-portuguesa.
 
¿La crítica literaria la prefiere con agua, con hielo o a solas?
 
Me gustan en general, pero lamento esas que te cuentan quién es el asesino o hacen un ensayo sobre el tema de la novela. Prefiero las reseñas más o menos desapasionadas que te orientan de verdad.
 
¿Qué detesta, odia y le cabrea a un mismo tiempo? ¿Y por separado?
 
Muchas cosas, pero más vale dejarlas a un lado.
 
Recomiéndenos un libro que aún no haya leído.
 
La tercera novela policiaca de Domingo Villar (los dos anteriores son Ojos de agua y La playa de los ahogados), que dicen va a publicarse con el título La cruz de piedra o algo así.
 
Díganos un par de películas que todo el mundo debería ver.
 
Sostiene Pereira, de Roberto Faenza, con Marcello Mastroniani, que es muy fiel a la novela de Tabucchi del mismo título. La segunda podrían ser muchas, por ejemplo La leyenda del pianista del océano, basada en una pequeña narración de Alessandro Baricco titulada Novecientos.
 
¿A través de qué película llegó a leer un libro estupendo?
 
Quizá ninguna, pero sí al revés: fui al cine a ver alguna novela que me había gustado; como las dos que acabo de citar.
 
¿Qué suceso de la historia admira más?
 
 La Anunciación a la Virgen María del futuro nacimiento de Jesús de Nazaret
 
¿Qué red social de internet prefiere?
 
Ninguna.
 
¿A quién le hubiese gustado entrevistar?
 
No me apetece nada, porque pienso que no lo haría bien.
 
Y por último, ¿cómo se declara usted, culpable o inocente?
 
Desde luego soy culpable de algunas cosas, pero ni maté a Kennedy ni tengo nada que ver con el 11-M.
 
 
Ángel García Prieto es psiquiatra y escritor.

  

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here